Ahora leyendo
10 consejos para que tu niño deje el pañal ¡de una vez por todas!

10 consejos para que tu niño deje el pañal ¡de una vez por todas!

10 consejos para que tu niño deje el pañal ¡de una vez por todas!

Nos gustaría darte una fórmula mágica, llegan los 18 meses de tu niño y es hora de que abandone los pañales… pero la verdad es que tienes que tener paciencia.

Aplica estos consejos que hemos preparado para ti y que al menos harán que dejar el pañal sea mucho más sencillo y divertido para todos.

Los niños dejan los pañales comúnmente entre los dos y tres años, pero esta no es una regla que se cumple siempre, a veces sucede un poco antes, a veces demora un poco más.

Los niños primero aprenderán a hacer popo o caca en el baño, luego a controlar la orina diurna y lo más complejo será aprender a no hacerse pipi en la noche mientras duerme.


También te puede interesar:
Antes de viajar con un bebé lee estás 5 recomendaciones
“¡No seas tan llorón …!” ¿Cómo gestionar sus emociones?
No te asustes si tu niño aún no puede.
!Auxilio mi hijo se come sus mocos!.
Entrevista con el pediatra Carlos González


Lejos del sistema vertical

Dejar de usar pañal siempre será un método de prueba y error, desconfía de esas técnicas militares de tres días o diez días.

Un método que nos parece muy interesante es el de Montessori que busca que la crianza sea menos rígida y respetando los procesos.

Aquí van 10 consejos…

  1. No uses frases que son negativas como » qué cochino» «qué asco» «solo los bebés usan pañales». Vamos a llevar el proceso de manera positiva, y eso significa que mamá y papá tienen que tener paciencia.
  2. Habla con él o ella y enséñale el baño, explícale cómo funciona, permítele que sea él o ella quien suelte la cadena del váter. Puedes comprarle un aro que se ajusta al baño de todos, si tiene su propio baño acomoda todo para esté cómodo, acomoda una gradilla, etc.
  3. Compra un pañal menos absorbente y conversa con él sobre lo incómodo que es estar mojado cuando vayas a cambiarle, anímale a que él mismo te avise cuando quiere cambiarse el pañal y de manera positiva anímale a avisar antes.
  4. Crea una rutina, por ejemplo ir al baño al despertarse, al volver de la escuela, antes de acostarse, pero obviamente como papás sabemos la hora a la que suele hacer sus necesidades, estemos pendientes de coincidir. En esa rutina incluye siempre el lavado de las manos.
  5. Refuerza siempre su autoestima dile lo contenta que estás de que ya use el baño.
  6. Muchos recomiendan no dar premios porque esos estímulos no forman el carácter de los niños y siempre esperan recompensas. Pero, para otros funciona si tu estrategia no es punitiva. Todo depende incluso del carácter del niño, y tú más que nadie debes conocerle.
  7. Cómprale ropa interior linda y llamativa, explícale que ya puede usarla en lugar del pañal y que es mucho más cómoda. También cuéntale que la ropa interior tiene que estar limpiecita.
  8. Los niños varones aprenden primero a orinar sentados, y luego de pie.
  9. Intenta mantener la rutina de no ponerle los pañales en el día, puede ser complicado y es posible que debas volver a ponerle el pañal, pero no al primer fracaso. Compra un protector de colchón y un cambio de cama, nuevas sábanas o una cama más grande, suele ser también muy motivador.

10. El verdadero secreto

Que el niño deje el pañal toma el tiempo que debe tomar, nos animamos a crear unos pasos que deban seguirse uno a uno, porque así no funcionamos los seres humanos, no somos máquinas.

Hay que ser muy respetuosos del proceso de los niños, no te asustes. El verdadero secreto es que este listo para dejar el pañal que tenga la madurez neurológica y logre el control de los esfínteres.

Ver también

Sabrás que es momento de dejar el pañal cuando el niño te avisa que está sucio, cuando se sienta incómodo con el pañal, le pique, incomode y él mismo quiera retirlarlo… ¡la prisa la tenemos nosotros!

¿Y entoces cuándo dejará el pañal de una vez por todas? Cuando esté listo ¿estás tú, como padre o madre listo o lista?

No te desanimes, disfruta también de esta etapa, todo es un proceso natural, el niño mismo te sorprenderá seguro, porque es él quien ya no se siente cómodo.

Tu háblale del maravilloso cuerpo humano, de qué es el popó y el pipí, la caca y la orina, de a dónde van y de dónde vienen…

También te puede interesar:
Antes de viajar con un bebé lee estás 5 recomendaciones
“¡No seas tan llorón …!” ¿Cómo gestionar sus emociones?
No te asustes si tu niño aún no puede.
!Auxilio mi hijo se come sus mocos!.
Entrevista con el pediatra Carlos González

¿Cuál es tu reacción?
Emocionado
13
Enamorado
3
Feliz
10
Gracioso
8
No estoy seguro
2

Familify mag is a trademark of Familify Corp. In the United States and other countries